Noticias

Valle de los Reyes

Valle de los Reyes


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.


Explicación de la historia del Valle de los Reyes en Egipto

Las pirámides son, con razón, los monumentos más famosos de Egipto. Construidas durante el Reino Antiguo, sirvieron como grandes tumbas para los faraones egipcios. Este período, como lo describe la Enciclopedia de Historia Mundial, a veces se llama la "Edad de las Pirámides" y duró desde 2613 hasta 2181 aC.

Sin embargo, las pirámides son, en muchos sentidos, menos ricas para los arqueólogos que otros sitios de Egipto. El más notable de estos sitios es el famoso Valle de los Reyes, que ha ofrecido y sigue ofreciendo nuevos conocimientos sobre el antiguo Egipto. Esta necrópolis, o colección de tumbas escondidas, fue construida, según National Geographic, durante el Imperio Nuevo (1509 a 1075 a. C.), que fue siglos después de las pirámides. Para poner esto en contexto, para la gente del Imperio Nuevo, la Era de las Pirámides era tan remota para ellos como la Edad Media para nosotros hoy.

Echemos un vistazo y expliquemos la historia del fabuloso Valle de los Reyes de Egipto, comenzando por el motivo de su creación.


Historia del Valle de los Reyes: tercer período intermedio al período bizantino

Al final del Imperio Nuevo, Egipto entró en un período de declive político y económico. El sacerdocio de Amén en Tebas administraba el Alto Egipto, mientras que los reyes que gobernaban desde Tanis controlaban el Bajo Egipto. El Valle de los Reyes sufrió un saqueo, lo que llevó a los sumos sacerdotes gobernantes de Amén durante la dinastía 21 a volver a envolver y ocultar las momias reales en tumbas como KV 17, KV 35 y KV 57, con el fin de protegerlas. Más tarde, algunas de las momias se trasladaron a un escondite al sur de Dayr al Bahri en TT 320. Mientras tanto, varias tumbas del Valle de los Reyes se reutilizaron para entierros no reales (KV 19, KV 22, KV 24, KV 25, KV 34, KV 44, KV 45 y KV 47) o como área de almacenamiento / trabajo (KV 4).

Era grecorromana

Durante siglos, el Valle de los Reyes permaneció casi desierto, hasta la llegada de los griegos durante el siglo III a.C., quienes expresaron un nuevo interés por el Valle y los monumentos de Egipto en general. Dos de las principales atracciones turísticas de Tebas fueron los Colosos de Memnon, el par de enormes estatuas que precedieron al pilón del templo conmemorativo de Amenhetep III. El del norte emitió un silbido al amanecer, causado presuntamente por el aire caliente que escapaba de las grietas que aparecieron después de que un terremoto dañara la estatua. Por lo tanto, recordó a los visitantes griegos el mito de Memnón que gritó a su madre, Eos, la diosa del amanecer, y de ahí su nombre. Un grafito tallado en el pie del coloso dice lo siguiente: "De Trebulla. Al escuchar la santa voz de Memnon, te extrañé, oh madre mía, y recé para que tú también lo oigas a él".

El Valle de los Reyes fue otro sitio visitado con frecuencia en la época grecorromana. Se pueden encontrar más de dos mil grafitis griegos y latinos en diez tumbas reales (KV 1, KV 2, KV 4, KV 6, KV 7, KV 8, KV 9, KV 10, KV 11, KV 15). KV 9 atrajo a la mayoría de los visitantes, probablemente porque el cartucho de Ramsés VI se parece mucho al de Amenhetep III y podría haber sido un recordatorio de su héroe, Memnon. Los estudiosos han registrado alrededor de mil grafitis solo en esta tumba.

Los grafitis a menudo se limitan a un nombre y, a veces, a una fecha, pero otros dan la profesión del visitante y su comentario sobre la tumba (Un ejemplo: “Yo, Dioskorammon, miré esta tontería y la encontré desconcertante”). El apogeo de los viajes griegos y romanos a Tebas fue entre el siglo III a. C. y el siglo VI d. C.

Diodorus Siculus y Strabo visitaron Egipto entre 60-56 a. C. y 25-24 a.C., respectivamente. Según Diodoro, los sacerdotes afirmaron que el Valle alguna vez contuvo cuarenta y siete tumbas reales, pero que, durante el reinado de Ptolomeo I, solo quedaron diecisiete. Estrabón también mencionó las tumbas en el Valle de los Reyes.

Período bizantino

El siguiente período de actividad en el Valle de los Reyes corresponde a la expansión del cristianismo en Egipto. A partir del siglo V d.C., varias tumbas del Valle (KV 1, KV 2, KV 4, KV 8, KV 9, KV 15) fueron utilizadas por los monjes ermitaños como refugios, mientras que la KV 3 fue convertida en capilla. Numerosos grafitis registran himnos y oraciones, representaciones de santos y cruces y nombres cristianos.

Desde aproximadamente el siglo VI d.C. hasta el siglo XVIII, prácticamente no se sabe nada sobre Tebas o el Valle de los Reyes. No hay graffiti, ni diarios de visitantes, ni cartas, ni bocetos.


Valle de los Reyes: una breve historia

El Valle de Waipio a menudo se conoce como el "Valle de los Reyes" porque alguna vez fue el hogar de muchos de los gobernantes de Hawai y, como resultado, el valle tiene una importancia histórica y cultural para el pueblo hawaiano.

Según las historias orales, tan solo 4.000 o hasta 10.000 personas vivían en Waipi'o durante los tiempos anteriores a la llegada del Capitán Cook en 1778, Waipi'o era el valle más fértil y productivo de la Isla Grande de Hawai.

Fue en Waipio en 1780 que Kamehameha el Grande recibió a su dios de la guerra Kukailimoku, quien lo proclamó el futuro gobernante de las islas. Fue frente a la costa de Waimanu, cerca de Waipio, donde Kamehameha enfrentó a Kahekili, el señor de las islas de sotavento, y a su medio hermano, Kaeokulani de Kaua'i, en la primera batalla naval en la historia de Hawai: Kepuwahaulaula, conocida como la Batalla. de las pistolas de boca roja. Kamehameha comenzó así su conquista de las islas.

A fines del siglo XIX, muchos inmigrantes chinos se establecieron en el valle. Hubo un tiempo en que el valle tenía iglesias, restaurantes y escuelas, así como un hotel, una oficina de correos y una cárcel. Pero en 1946, el tsunami más devastador en la historia de Hawái arrastró grandes olas hacia el valle. Posteriormente, la mayoría de la gente abandonó el valle y desde entonces ha estado escasamente poblado.

Un diluvio severo en 1979 cubrió el valle de lado a lado en cuatro pies de agua. Hoy en día, solo unas 50 personas viven en el valle de Waipio. Se trata de agricultores de taro, pescadores y otros que se muestran reacios a dejar su estilo de vida sencillo.


El uso principal del Valle de los Reyes fue para entierros principalmente desde 1539 a. C. hasta 1075 a. C. El valle contiene alrededor de 63 tumbas de diferentes gobernantes, faraones y reinas del antiguo reino de egipto a partir de Thutmosis I y termina con Ramsés XI. Los principales reyes y gobernantes del siglo XVIII fueron los únicos a los que se les permitió ser enterrados en el valle. Otros miembros de la familia real fueron enterrados en pequeñas cámaras de piedra cerca de la tumba de su maestro.

Las tumbas en el interior del valle de los reyes fueron decoradas por los trabajadores de la aldea de Deir el-Medina, que venían de diferentes rutas sobre las colinas de Tebas. Muchas tumbas tienen grafitis de los turistas antiguos, ya que el sitio atrajo a turistas de los últimos dos siglos. También hubo muchas expediciones de la expedición de Napoleón a Egipto y la exploración europea para dibujar mapas de las tumbas dentro del valle hasta aproximadamente el comienzo del siglo XX cuando el equipo del explorador estadounidense Theodore M. Davis descubrió muchos miembros reales y no reales. tumbas en el valle. En 2001, Theban Mapping Project diseñó nuevos letreros de las tumbas para proporcionar nueva información sobre las tumbas abiertas.


20 hechos sobre el Valle de los Reyes

Como participante en el Programa de Asociados de Amazon Services LLC, este sitio puede ganar con compras que califiquen. También podemos ganar comisiones por compras en otros sitios web minoristas.

El valle de los Reyes Una vez que parte de la antigua ciudad de Tebas es el lugar de enterramiento de casi todo Egipto y faraones de las dinastías XVIII, XIX y XX. Los arqueólogos han encontrado alrededor de sesenta y tres tumbas (el último descubrimiento fue en 2008) en este complejo funerario ubicado en las colinas de Dayr-al-Bahri.

Aunque la mayoría de las tumbas que se encuentran en este valle han sido robadas y saqueadas, los restos de estos antiguos lugares de enterramiento dan a los arqueólogos e historiadores una estimación del poder de los antiguos faraones y nobles. Este sitio arqueológico ha sido el centro de atención de los investigadores desde el siglo XVIII e incluso hoy los eruditos se apresuran a la antigua Tebas para estudiar y explorar la historia detrás de uno de los lugares más importantes del antiguo Egipto.

Aquí tenemos sobre el Valle de los Reyes:

los Valle de los reyes ha sido un complejo funerario real durante casi 500 años.

El nombre oficial del sitio en la antigüedad era La Gran y Majestuosa Necrópolis de los Millones de Años del Faraón, Vida, Fuerza, Salud en el Oeste de Tebas. O tambien Ta-sekhet-ma & # 8217at (el Gran Campo).

La primera tumba descubierta fue del faraón Ramsés VII designado KV1

La mayoría de las tumbas del Valle de los Reyes no están abiertas al público.

Los investigadores afirman que la calidad de la roca en el Valle es bastante inconsistente, que va desde piedra fina a piedra gruesa.

Los constructores aprovecharon las características geológicas disponibles al construir las tumbas debido a la falta de herramientas específicas, los constructores tuvieron que buscar cualquier ventaja que pudiera ayudarlos a lograr su objetivo.

El pico de al-Qurn que vigila el valle es una característica icónica de la región donde la policía de la tumba, conocida como Medjay, vigilaba el valle desde este lugar.

La tumba de Akhenaton originalmente estaba destinada a estar ubicada en el Valle de los Reyes. Los arqueólogos apuntan hacia el WV25 inacabado como la cámara funeraria prevista para Akhenaton.

Durante la época romana, el valle de los reyes era un lugar turístico muy atractivo.

Muchas de las tumbas tienen grafitis escritos por turistas antiguos. Los investigadores han localizado más de 2100 grafitis antiguos, en su mayoría latinos y griegos.

Los arqueólogos han descubierto que la mayoría de los grafitis antiguos se encuentran en KV9, que contiene poco menos de mil de ellos. Los primeros grafitis con fecha positiva datan del 278 a. C.

La marca & # 8220KV & # 8221 en realidad significa & # 8220Kings Valley & # 8221, mientras que WV significa Western Valley.

Hay varias tumbas desocupadas en el Valle de los Reyes y se desconocen sus dueños.

La tumba más imponente de este período es la de Amenhotep III, WV22 ubicada en el Valle Oeste.

El cementerio de Tutankhamon es uno de los más famosos de todo el Valle de los Reyes.

La tumba de Tutankhamon fue una de las primeras tumbas reales descubiertas que todavía estaba en gran parte intacta, a pesar de que los ladrones ya habían accedido a ella en el pasado.

La tumba de Horemheb es una de las tumbas más singulares del Valle de los Reyes que exhibe características únicas en comparación con otras tumbas del Valle, rara vez está abierta al público.

El primer gobernante de la dinastía XX, Setnakhte, mandó construir dos tumbas para él.

La tumba de Ramsés III es una de las tumbas más grandes y visitadas del Valle de los Reyes.

La primera tumba desconocida desde el descubrimiento de Tutankhamon & # 8217s tumba se llama KV 63 a pesar de que tiene un sarcófago, cerámica, ropa de cama, flores y otros materiales, está desocupada.

Fuente de la imagen: National Geographic. Fuente y referencia National Geographic / Wikipedia


Valle de los Reyes

El Valle de los Reyes es una zona magnífica de Egipto ubicada al oeste del río Nilo. La región contiene muchas tumbas del nuevo reino y está dividida en el oeste y el este del valle. El valle del este es más famoso y atrae a más visitantes, ya que tiene la mayoría de las tumbas. Los visitantes a menudo quedan asombrados por la simetría y la magnificencia de las tumbas. A pesar de que hay tantas tumbas, cada una tiene su propia singularidad. Es casi imposible verlos todos. Una de las tumbas especiales es la del rey Tutankamón. Se requiere un boleto por separado para ingresar a esta famosa tumba.

No todas las tumbas están abiertas para su visita en todo momento. Algunos solo se utilizan para ocasiones especiales y algunos de ellos están cerrados para su restauración por parte del gobierno. Estas tumbas han sufrido muchos cambios en los últimos 500 años. Otra tumba, Thutmose III, está en el East Valley y es una de las tumbas antiguas que tiene su propia historia única. Fue construido en forma ovalada y tiene pinturas y tallas en las paredes interiores. Hay una escalera de metal que conduce a los visitantes al interior de la tumba.

Horemheb, Ramsés VI es otra tumba que vale la pena visitar. Hasta ahora se han descubierto casi 120 habitaciones, sin embargo, no todas están abiertas al público. Aunque los que son accesibles sin duda merecen la pena visitarlos.


Era grecorromana

El Valle de los Reyes permaneció prácticamente desierto durante muchos siglos hasta que los griegos mostraron interés en el siglo III a.C. Durante el período grecorromano, el Valle de los Reyes se convirtió en un sitio visitado con frecuencia. Todavía se pueden ver abundantes grafitis romanos y griegos en diez de las tumbas reales. Estas actividades turísticas perduraron hasta bien entrado el siglo VI d.C.


Valle de los Reyes - Historia


2 Samuel 18:18 Absalón, en su vida, había tomado y erigido para sí la columna, que está en el valle del rey, porque dijo: "No tengo hijo que guarde mi nombre en la memoria". Llamó a la columna por su propio nombre y se llama monumento de Absalón, hasta el día de hoy.

4. El significado de Jerusalén

II. GEOLOGÍA, CLIMA Y PRIMAVERAS

IV. TOPOGRAFÍA GENERAL DE JERUSALÉN

1. Descripción de Josefo

2. Resumen de los nombres de las cinco colinas

V. EXCAVACIONES Y ANTIGÜEDADES

2. Wilson y el Fondo de Exploración de Palestina (1865)

8. Sociedades Arqueológicas de Jerusalén

VI. MUROS Y PUERTAS DE LA CIUDAD

4. Restos enterrados de muros anteriores

5. La Gran Presa del Tyropoeon

7. Descripción de los muros de Josefo

12. El relato de Nehemías sobre los muros

24. Puerta superior del templo

VII. EL ANTIGUARIO SE MANTIENE CONECTADO AL SUMINISTRO DE AGUA

1. Gihon: el manantial natural

2. El acueducto de los cananeos

4. Acueducto "Siloé" de Ezequías

5. Otros acueductos de Gihon

11. Birket Chammam el BaTrak

17. Fechas de construcción de estos acueductos

VIII. TUMBAS, RESTOS ANTIGUOS Y SITIOS ECLESIÁSTICOS

1. Dígale a el-Amarna Correspondence

3. Sitio de la Ciudad Jebusita

9. Invasión de Shishak (928 a. C.)

10. Ciudad saqueada por árabes

11. Compra de Hazael, rey de Siria (797 a. C.)

12. Toma de la ciudad por Jehoás de Israel

13. El reforzamiento de Uzías (779-740 a. C.)

14. Acaz se alía con Asiria (736-728 a. C.)

16. Las reformas religiosas de Ezequías

17. Alianza de Manasés con Asiria

18. Su reparación de los muros

19. Josías y las reformas religiosas (640-609 a. C.)

20. Jeremías profetiza la inminencia de la perdición

21. Nabucodonosor toma Jerusalén dos veces (586 a. C.)

22. Ciro y el primer regreso (538 a. C.)

23. Nehemías reconstruye los muros

28. Helenización de la ciudad bajo Antíoco Epífanes

29. Toma de la ciudad (170 a. C.)

31. Intento de represión del judaísmo

32. La rebelión macabea

33. La dedicación del templo (165 a. C.)

34. Derrota de Judas y toma de la ciudad

36. Restauraciones de Jonathan

37. Entrega de la ciudad a Antiochus Sidetes (134 a. C.)

40. Pompeyo toma la ciudad por asalto

41. Julio César nombra procurador de Antipater (47 a. C.)

43. Reinado de Herodes el Grande (37-4 a. C.)

44. Grandes edificios de Herodes

45. Herodes Arquelao (4 a. C.-6 d. C.)

48. Levantamiento contra Floro y derrota de Galo.

49. La ciudad sitiada por Tito (70 d.C.)

50. Divisiones del Partido dentro de los Muros Asediados

51. Captura y destrucción total de la ciudad

52. Rebelión de Bar-Cochba

53. Adriano construye Ella Capitolina

54. Constantino construye la iglesia de la Anastasis

55. La emperatriz Eudoxia reconstruye los muros

57. Cosroes II captura la ciudad

58. Heraclo entra triunfante

60. Los turcos selyúcidas y sus crueldades

61. Los cruzados capturan la ciudad en 1099

63. Los turcos otomanos obtienen la ciudad (1517 d.C.)

2. Edificios e instituciones cristianas

La primera mención de Jerusalén se encuentra en las Cartas de Tell el-Amarna (1450 a.C.), donde aparece en la forma Uru-sa-lim, aliado con esto tenemos Ur-sa-li-immu en los monumentos asirios del siglo VIII a.C.

La forma bíblica más antigua es yerushalem, acortada en el Salmo 76: 2 (compárese con Génesis 14:18) a Salem, pero en el Texto Masorético lo hemos vocalizado yerushalaim. En Jeremías 26:18 Ester 2: 6 2 Crónicas 25: 1 2 Crónicas 32: 9 tenemos yerushalayim, una forma que aparece en las monedas judías de la Revuelta y también en la literatura judía es comúnmente usada por los judíos talmúdicos modernos.

La forma hebrea con la terminación -aim o -ayim es interpretada por algunos como un dual, refiriéndose a la Jerusalén superior e inferior, pero tales formas ocurren en otros nombres porque implican una solemnidad especial, tal pronunciación es local y tardía.

En la Septuaginta obtenemos (Ierousalem), que refleja constantemente la pronunciación hebrea más antigua y común, la letra inicial probablemente no se haya inhalado pronto, sin embargo, nos encontramos con (Hierousalem) -con el aspirado- la forma común en Josefo, y (Hierosoluma) en Macabeos (libros II al IV) y en Estrabón. Esta última forma se ha trasladado a los escritores latinos Cicerón, Plinio, Tácito y Suetonio. Fue reemplazado en el uso oficial durante algunos siglos por Aelia Capitolina de Adriano, que aparece tan tarde como Jerónimo, pero vuelve a ser de uso común en los documentos de las Cruzadas, mientras que Solyma aparece en varios períodos como abreviatura poética.

En el Nuevo Testamento tenemos (Jerusalén), particularmente en los escritos de Lucas y Pablo, y (ta Hierosoluma) en otros lugares. La versión King James de 1611 tiene Ierosalem en el Antiguo Testamento y Hierusalem en el Nuevo Testamento. La forma Jerusalén aparece por primera vez en los escritos franceses del siglo XII.

4. El significado de Jerusalén:

Con respecto al significado del nombre original, no existe coincidencia de opiniones. La forma más antigua conocida, Uru-sa-lim, ha sido considerada por muchos como la "Ciudad de la Paz" o la "Ciudad de (el dios) Salem", pero otros intérpretes, considerando el nombre como de origen hebreo, interpretan como "posesión de la paz" o "fundamento de la paz". Es una de las ironías de la historia que una ciudad que en toda su larga historia ha visto tan poca paz y por cuya posesión se han derramado tales ríos de sangre tenga un significado tan posible para su nombre.

Ocurren otros nombres para la ciudad. Para el nombre Jebus, vea JESÚS. En Isaías 29: 1, aparece el nombre 'ari'el probablemente "el hogar de Dios", y en 1:26 la "ciudad de justicia". En el Salmo 72:16 Jeremías 32:24 Ezequiel 7:23, tenemos el término ha`ir, "la ciudad" en contraste con "la tierra". Todo un grupo de nombres está relacionado con la idea de la santidad del sitio 'ir ha-qodhesh, la "ciudad santa" aparece en Isaías 48: 2 Isaías 52: 1 Nehemías 11: 1, y yerushalayim ha-qedhoshah, "Jerusalén el santo "está inscrito en las monedas de Simón. En Mateo 4: 5 Mateo 27:53 tenemos la hagia polis, "la ciudad santa", y en Filón, Hierópolis, con el mismo significado.

En árabe, el nombre común es Beit el Maqdis, "la casa santa", o el Muqaddas, "el santo", o el nombre común, utilizado por los musulmanes en todas partes hoy en día, el Quds, una forma abreviada de el Quds esh Sheref ". el noble santuario ".

Los no musulmanes suelen utilizar la forma árabe Yerusalem.

II. Geología, clima y manantiales.

La geología del sitio y los alrededores de Jerusalén es comparativamente simple, cuando se estudia en relación con la de la tierra de Palestina en su conjunto (ver GEOLOGÍA DE PALESTINA). La característica sobresaliente es que las rocas consisten enteramente en varias formas de piedra caliza, con estratos que contienen sílex, no hay rocas primarias, ni arenisca (como la que sale a la superficie en el este del Jordán) ni rocas volcánicas. Las formaciones de piedra caliza se encuentran en estratos regulares que se inclinan hacia el sureste, con un ángulo de unos 10 grados.

En las altas colinas que dominan Jerusalén al este, sureste y suroeste todavía quedan estratos de considerable espesor de esas calizas calcáreas del período post-terciario que coronan tantas colinas de Palestina y que una vez cubrieron toda la tierra. En el "Monte de los Olivos", por ejemplo, se encuentra una capa de piedra caliza conglomerada conocida como Nari, o "piedra de fuego", y otro depósito más grueso, conocido como Ka`kuli, del cual se pueden distinguir dos estratos distintos. En estas capas, especialmente en esta última, se encuentran bolsas que contienen margas o pelos, y en ambas hay bandas de pedernal.

Sobre el sitio actual de la ciudad, todo esto ha sido despojado hace mucho tiempo. Aquí tenemos tres capas de piedra caliza de densidad variable muy claramente distinguidas por todos los constructores y albañiles nativos:

(1) Mizzeh helu, literalmente, "dulce mizzeh", una capa dura de color gris rojizo capaz de pulir y que alcanza en algunos lugares una profundidad de 70 pies o más. La "roca sagrada" en el área del templo pertenece a esta capa, y gran parte de la piedra de construcción antigua era de esta naturaleza.

(2) Debajo de esto se encuentra el Melekeh o capa "real", que, aunque no muy gruesa (35 pies o algo así), ha sido de gran importancia en la historia de la ciudad. Esta roca tiene la peculiaridad de que, cuando se expone por primera vez al aire, suele ser tan blanda que puede cortarse con un cuchillo, pero bajo la influencia de la atmósfera se endurece para hacer una piedra de considerable durabilidad, útil para edificios ordinarios. La gran importancia de esta capa, sin embargo, radica en el hecho de que en ella se han excavado los centenares de cavernas, cisternas, tumbas y acueductos que hacen panal de abejas el emplazamiento de la ciudad.

(3) Bajo el Melekeh hay una piedra caliza cenomaniana de gran durabilidad, conocida como Mizzeh Yehudeh, o "mizzeh judía". Es una piedra de construcción muy valorada, aunque difícil de trabajar. Geológicamente se distingue de Mizzeh helu por contener amonitas. Característicamente, es una piedra gris amarillenta, a veces ligeramente rojiza. Una variedad de apariencia claramente rojiza, conocida como Mizzeh ahmar, o "mizzeh roja", hace una piedra muy ornamental para columnas, lápidas, etc. requiere un alto brillo y algunas veces se conoce localmente como "mármol".

Esta capa profunda, que subyace a toda la ciudad, sale a la superficie en el valle de Kidron, y su impermeabilidad es probablemente la explicación de la aparición allí del único manantial verdadero, la "Fuente de la Virgen". El agua sobre el sitio y los alrededores de Jerusalén se filtra con facilidad en la capa superior, pero es conducida a la superficie por esta capa dura, la fuente relativamente superficial del agua de este manantial explica la mala calidad de su calidad.

Las características generales del clima de Jerusalén probablemente han permanecido iguales a lo largo de la historia, aunque hay mucha evidencia de que ha habido ciclos de mayor y menor abundancia de lluvia. Las casi innumerables cisternas de todas las edades en el sitio y los largos y complicados conductos para traer agua desde la distancia, atestiguan que durante la mayor parte de la historia las lluvias debieron ser, como en la actualidad, solo estacionales.

En conjunto, el clima de Jerusalén puede considerarse saludable. Las enfermedades comunes deberían poder prevenirse en gran medida; bajo un gobierno ilustrado, incluso la malaria, que es tan prevalente, es en gran medida una importación de las tierras bajas y podría detenerse de inmediato si se adoptaran medios eficaces para destruir a los portadores de la infección. , los abundantes mosquitos Anopheles. Por su altitud y su posición expuesta, casi sobre la cuenca, el viento, la lluvia y el frío son más excesivos que en las llanuras marítimas o en el valle del Jordán. Aunque el frío del invierno se siente severamente, debido a que coincide con los días de lluvias más intensas (compárese con Esdras 10: 9), y también debido a que las viviendas y la ropa de los habitantes son adecuadas para soportar el calor más que el frío, la más baja actual el frío registrado es de solo 25 grados F, y las heladas ocurren solo quizás en una docena de noches en un año promedio. Durante los meses de verano sin lluvia, la temperatura media aumenta constantemente hasta agosto, cuando alcanza los 73, 1 grados F., pero los días de mayor calor, con temperaturas superiores a los 100 grados F. en ocasiones a la sombra, ocurren comúnmente en septiembre. En pleno verano, las frescas brisas del noroeste, que generalmente soplan durante las tardes y las primeras horas de la noche, contribuyen en gran medida a que la vida sea saludable. Los días más desagradables ocurren en mayo y desde mediados de septiembre hasta finales de octubre, cuando los vientos secos del sureste, el siroco, soplan calientes y sofocantes desde los desiertos, llevando consigo a veces polvo fino en cantidad suficiente para producir una neblina marcada en la atmósfera. En esos momentos, toda la vegetación decae, y la mayoría de los seres humanos, especialmente los residentes que no han sido criados en tales condiciones, sufren más o menos de depresión y malestar físico. La malaria, la "mosca de la arena" y otras fiebres tienden a ser particularmente prevalentes. "En aquel tiempo se dirá a Jerusalén: Un viento caliente desde las alturas desnudas en el desierto hacia la hija de mi pueblo, no para aventar ni para limpiar" (Jeremías 4:11).

Durante el final del verano, excepto en los episodios de siroco, los "rocío" pesados ​​se producen por la noche, ya finales de septiembre o principios de octubre caen las "primeras" lluvias, con bastante frecuencia en aguaceros tropicales acompañados de truenos. Después de esto, con frecuencia hay una racha seca de varias semanas, y luego cae la lluvia del invierno en diciembre, enero y febrero. En algunas temporadas, las abundantes lluvias en marzo dan una peculiar satisfacción a los habitantes al llenar las cisternas al final de la temporada y al producir una abundante cosecha. La precipitación promedio es de aproximadamente 26 pulgadas, el máximo registrado en la ciudad es de 42, 95 pulgadas en la temporada 1877-78, y el mínimo es de 12, 5 pulgadas en 1869-70. Una lluvia abundante no solo es importante para el almacenamiento, para el reabastecimiento de los manantiales y para los cultivos, sino que como las aguas residuales de la ciudad se acumulan en gran medida en los desagües primitivos durante la estación seca, se requiere una fuerza considerable de agua para eliminarlas. La nieve cae pesadamente en algunas estaciones, causando una destrucción considerable a los techos mal construidos y a los árboles. En el invierno de 1910-11 ocurrió una caída de 9 pulgadas.

Solo hay un manantial real en el área de Jerusalén, e incluso a esto algunas autoridades negarían el nombre de manantial verdadero debido a la fuente comparativamente poco profunda de su origen.Este es el manantial intermitente conocido hoy como 'Ain Umm edition deraj (literalmente, "manantial de la madre de los pasos"), llamado por los cristianos nativos "Ain Sitti Miriam" (el "manantial de la Señora María"), y por los europeos comúnmente llamado "La Fuente de la Virgen". Toda la evidencia arqueológica apunta a que la fuente original de atracción de los primeros ocupantes del sitio en el Antiguo Testamento esta primavera se conoce como GIHON (que ver). El agua surge en el fondo real, aunque aparente en el lado oeste, del valle de Kidron, a unas 300 yardas al sur de la pared sur del Charam. El acceso al manantial se realiza bajando dos tramos de escalones, uno superior de 16 que conduce a una pequeña plataforma nivelada, cubierta por un arco moderno, y un tramo inferior, más estrecho de 14 escalones, que termina en la boca de una pequeña cueva. El agua tiene su origen real en una larga hendidura (tal vez de 16 pies de largo) que corre de este a oeste en el fondo rocoso del valle de Kidron, ahora muchos pies por debajo de la superficie actual. El extremo occidental o superior de la hendidura está en la entrada misma de la cueva, pero la mayor parte del agua brota de la parte inferior y más ancha que se encuentra debajo de los escalones. Cuando el agua es escasa, las mujeres de Siloé se deslizan hacia la cavidad debajo de los escalones y llenan sus odres de agua allí en esos momentos en que el agua no llega a la cueva. En el otro extremo de la cueva se encuentra la apertura de ese sistema de antiguos túneles-acueductos que se describe en VI, a continuación. Este manantial es "intermitente", el agua sube rápidamente y brota con considerable fuerza, varias veces en las 24 horas posteriores a la temporada de lluvias, y sólo una o dos veces en la seca. Esta condición "intermitente" de los manantiales no es infrecuente en Palestina, y se explica por la acumulación del agua subterránea en determinadas cavidades o grietas de la roca, que en conjunto forman un depósito que se vacía por acción de sifón. Donde el agua acumulada llega a la curva del sifón, el desbordamiento comienza y continúa corriendo hasta que se vacía el depósito. Tal fenómeno es naturalmente atribuido a la agencia sobrenatural por los ignorantes - en este caso, entre los fellahin modernos, a un dragón - y los nativos, especialmente los judíos, visitan la fuente, incluso hoy, en tiempos de su desbordamiento, para curarse. Es imposible decir si esta condición intermitente de la fuente es muy antigua, pero, como Jerónimo (Comm. En Esa, 86) habla de ella, probablemente estuvo presente en los tiempos del Nuevo Testamento, y si es así, tenemos un fuerte argumento a favor. encontrando aquí el "Estanque de Betesda".

En la antigüedad, toda el agua fluía por el valle abierto y rocoso, pero en un período temprano se construyó un muro para acumular el agua y convertir la fuente en una piscina. Sin tal disposición, el agua no podría entrar en la cueva y los túneles. Los túneles, que se describen a continuación (VI), fueron construidos con el propósito

(1) de llegar al suministro de agua desde dentro de las murallas de la ciudad, y

(2) de evitar que los enemigos de los judíos lleguen al agua (2 Crónicas 32: 4).

El agua de esta fuente, aunque utilizada para todos los fines por la gente de Siloé, tiene un sabor salobre y contiene un porcentaje considerable de aguas residuales que no son aptas para beber. Esta condición se debe sin duda a la amplia distribución de las aguas residuales, tanto de forma intencionada (para el riego de los jardines) como no intencionada (a través de alcantarillas con fugas, etc.), sobre el suelo que recubre las rocas de las que fluye el agua. En épocas anteriores el agua era ciertamente más pura, y también es probable que la fuente fuera más copiosa, ya que ahora cientos de cisternas aprisionan las aguas que alguna vez encontraron su camino a través del suelo hasta las fuentes profundas del manantial.

Las aguas de la Fuente de la Virgen se abren paso a través del túnel de Siloé y salen en `Ain Silwan (el" manantial "de Siloé), al estanque de Siloé, y de esta fuente descienden al valle de Kidron para regar los numerosos huertos pertenecientes al pueblo de Siloam (ver SILOAM).

La segunda fuente de agua en Jerusalén es el profundo conocido como Bir Eyyub, "pozo de Job", que está situado un poco por debajo del punto donde se encuentran el valle de Kidron y Hinnom. Con toda probabilidad deriva su nombre moderno de una leyenda en el Corán (Sura 38 5, 40-41) que narra que Dios ordenó a Job que golpeara con el pie, con lo cual un manantial estalló milagrosamente. El pozo, que se había perdido de vista por completo, fue redescubierto por los cruzados en 1184 d.C., y fue limpiado por ellos. Tiene 125 pies de profundidad. El suministro de agua en este pozo es prácticamente inagotable, aunque la calidad no es mejor que la de la "Fuente de la Virgen" después de varios días de fuertes lluvias el agua se desborda bajo tierra y estalla unos metros más abajo del valle como un pequeño arroyo. Continúa funcionando durante unos días después de que termina una fuerte lluvia, y este "Kidron que fluye" es una gran fuente de atracción para los residentes nativos de Jerusalén, que salen de la ciudad para disfrutar de la rara vista del agua corriente. . En algún lugar del vecindario de Bir Eyyub debió de estar `En-Rogel, pero si eso fue una vez un manantial real, su fuente ahora está enterrada bajo la gran masa de basura acumulada aquí (ver EN-ROGEL).

Cerca de 600 yardas al sur de Bir Eyyub hay una pequeña cuenca de grava donde, cuando el Bir Eyyub se desborda, brota un pequeño manantial llamado 'Ain el Lozeh (el "manantial de la almendra"). No es un verdadero manantial, pero se debe a que parte del agua del pozo de Job, que encuentra su camino a lo largo de un antiguo acueducto excavado en la roca en el lado oeste del Wady en Nar, estalla aquí.

The only other possible site of a spring in the Jerusalem area is the Chammam esh Shefa, "the bath of healing." This is an underground rock-basin in the Tyropeon valley, within the city walls, in which water collects by percolation through the debris of the city. Though once a reservoir with probably rock-cut channels conducting water to it, it is now a deep well with arches erected over it at various periods, as the rubbish of the city gradually accumulated through the centuries. There is no evidence whatever of there being any natural fountain, and the water is, in the dry season, practically pure sewage, though used in a neighboring Turkish bath.

GEORGIA. Smith thinks that the JACKAL'S WELL (which see) mentioned by Nehemiah (2:13), which must have been situated in the Valley of Hinnom, may possibly have been a temporary spring arising there for a few years in consequence of an earthquake, but it is extremely likely that any well sunk then would tap water flowing a long the bed of the valley. There is no such "spring" or "well" there today.

Modern Jerusalem occupies a situation defined geographically as 31 degrees 46 feet 45 inches North latitude., by 35 degrees 13 feet 25 inches East longitude. It lies in the midst of a bare and rocky plateau, the environs being one of the most stony and least fruitful districts in the habitable parts of Palestine, with shallow, gray or reddish soil and many outcrops of bare limestone. Like all the hill slopes with a southeasterly aspect, it is so thoroughly exposed to the full blaze of the summer sun that in its natural condition the site would be more or less barren. Today, however, as a result of diligent cultivation and frequent watering, a considerable growth of trees and shrubs has been produced in the rapidly extending suburbs. The only fruit tree which reaches perfection around Jerusalem is the olive.

The site of Jerusalem is shut in by a rough triangle of higher mountain ridges: to the West runs the main ridge, or water parting, of Judea, which here makes a sweep to the westward. From this ridge a spur runs Southeast and East, culminating due East of the city in the MOUNT OF OLIVES (which see), nearly 2,700 ft. above sea-level and about 300 ft. above the mean level of the ancient city. Another spur, known as Jebel Deir abu Tor, 2,550 ft. high, runs East from the plateau of el Buqei`a and lies Southwest of the city it is the traditional "Hill of Evil Counsel." The city site is thus dominated on all sides by these higher ranges-"the mountains (that) are round about Jerus" (Psalm 125:2)-so that while on the one hand the ancient city was hidden, at any considerable distance, from any direction except the Southeast, it is only through this open gap toward the desert and the mountains of Moab that any wide outlook is obtainable. This strange vision of wilderness and distant mountain wall-often of exquisite loveliness in the light of the setting sun-must all through the ages have been the most familiar and the most potent of scenic influences to the inhabitants of Jerusalem.

Within the enfolding hills the city's proper site is demarked by two main valleys. That on the West and Southwest commences in a hollow occupied by the Moslem cemetery around the pool Birket Mamilla. The valley runs due East toward the modern Jaffa Gate, and there bends South, being known in this upper part of its course as the Wady el Mes. In this southern course it is traversed by a great dam, along which the modern Bethlehem road runs, which converts a large area of the valley bed into a great pool, the Birket es Sultan. Below this the valley-under the name of Wady er Rabadi-bends Southeast, then East, and finally Southeast again, until near Bir Eyyub it joins the western valley to form the Wady en Nar, 670 ft. below its origin. This valley has been very generally identified as the Valley of Hinnom (see HINNOM, VALLEY OF.)

The eastern valley takes a wider sweep. Commencing high up in the plateau to the North of the city, near the great water-parting, it descends as a wide and open valley in a southeasterly direction until, where it is crossed by the Great North Road, being here known as Wady el Joz (the "Valley of the Walnuts"), it turns more directly East. It gradually curves to the South, and as it runs East of the city walls, it receives the name of Wady Sitti Miriam (the "Valley of the Lady Mary"). Below the Southeast corner of the temple-area, near the traditional "Tomb of Absalom," the valley rapidly deepens and takes a direction slightly to the West of South. It passes the "Virgin's Fount," and a quarter of a mile lower it is joined by el Wad from the North, and a little farther on by the Wady er Rababi from the West. South of Bir Eyyub, the valley formed by their union is continued under the name of Wady en Nar to the Dead Sea. This western valley is that commonly known as the Brook Kidron, or, more shortly, the "Brook" (hachal), or ravine (see KIDRON), but named from the 5th century onward by Christians the Valley of Jehoshaphat (see JEHOSHAPHAT, VALLEY OF). The rocky tongue of land enclosed between these deep ravines, an area, roughly speaking, a little over one mile long by half a mile wide, is further subdivided into a number of distinct hills by some shallower valleys. The most prominent of these-indeed the only one noticeable to the superficial observer today-is the great central valley known to modern times by the single name el Wad, "the valley." It commences in a slight depression of the ground a little North of the modern "Damascus Gate," and after entering the city at this gate it rapidly deepens-a fact largely disguised today by the great accumulation of rubbish in its course. It traverses the city with the Charam to its east, and the Christian and Moslem quarters on rapidly rising ground to its west. Its course is observed near the Babylonian es Silseleh, where it is crossed by an ancient causeway, but farther South the valley reappears, having the walls of the Charam (near the "wailing place" and "Robinson's arch") on the East, and steep cliffs crossed by houses of the Jewish quarter on the West. It leaves the city at the "Dung Gate," and passes with an open curve to the East, until it reaches the Pool of Siloam, below' which it merges in the Wady Sitti Miriam. This is the course of the main valley, but a branch of great importance in the ancient topography of the city starts some 50 yards to the West of the modern Jaffa Gate and runs down the Suwaikat Allun generally known to travelers as "David's Street," and thus easterly, along the Tarik bab es Silseleh, until it merges in the main valley. The main valley is usually considered to be the Tyropeon, or "Cheesemongers' Valley" of Josephus, but some writers have attempted to confine the name especially to this western arm of it.

Another interior valley, which is known rather by the rock contours, than by surface observations, being largely filled up today, cuts diagonally across the Northeast corner of the modern city. It has no modern name, though it is sometimes called "St. Anne's Valley." It arises in the plateau near "Herod's Gate," known as es Sahra, and entering the city about 100 yards to the East of that gate, runs South-Southeast., and leaves the city between the Northeast angle of the Charam and the Golden Gate, joining the Kidron valley farther Southeast. The Birket Israel runs across the width of this valley, which had far more influence in determining the ancient topography of the city than has been popularly recognized. There is an artificially made valley between the Charam and the buildings to its north, and there is thought by many to be a valley between the Southeast hill, commonly called "Ophel" and the temple-area. Such, then, are the valleys, great and small, by which the historic hills on which the city stood are defined. All of them, particularly in their southern parts, were considerably deeper in ancient times, and in places the accumulated debris is 80 ft. or more. All of them were originally torrent beds, dry except immediately after heavy rain. The only perennial outflow of water is the scanty and intermittent stream which overflows from the Pool of Siloam, and is used to irrigate the gardens in the Wady Sitti Miriam.

The East and West valleys isolate a roughly quadrilateral tongue of land running from Northwest-West to South-Southeast, and tilted so as to face Southeast. This tongue is further subdivided by el Wad into two long ridges, which merge into each other in the plateau to the North. The western ridge has its actual origin considerably North of the modern wall, being part of the high ground lying between the modern Jaffa road to the West, and the commencement of the Kidron valley to the East. Within the city walls it rises as high as 2,581 ft. near the northwestern corner. It is divided by the west branch of the Tyropeon valley into two parts: a northern part-the northwestern hill-on which is situated today the Church of the Holy Sepulchre and the greater part of the "Christian quarter" of the city, and a southern hill-the southwestern-which is connected with the northwestern hill by but a narrow saddle-50 yards wide-near the Jaffa Gate. This hill sustains the citadel (the so-called "Tower of David"), the barracks and the Armenian quarter within the walls, and the Coenaculum and adjacent buildings outside the walls. This hill is from 2,500 to 2,350 ft. high along its summit, but drops rapidly on its southwestern, southern and southeastern sides. In its central part it falls much more gently toward the eastern hill across the now largely filled valley el Wad.

The eastern ridge may be reckoned as beginning at the rocky hill el-Edhemiyeh-popularly known as Gordon's Calvary-but the wide trench made here by quarrying somewhat obscures this fact. The ridge may for convenience be regarded as presenting three parts, the northeastern, central or central-eastern, and southeastern summits.


Practical Information

Start your visit at the Visitors Centre, where a model of the valley and a movie about Carter’s discovery of the tomb of Tutankhamun give an overview of what to expect inside the tombs themselves. There is a small electric train between the Visitors Centre and the tombs, which saves you a hot and dusty walk in exchange for a minimal fee. Be aware that there is little shade in the valley, and temperatures can be scorching (especially in summer). Make sure to dress coolly and bring plenty of sunscreen and water. There’s no point in bringing a camera as photography is strictly forbidden—but a torch can help you to see better inside the unlit tombs.

Tickets are priced at 80 Egyptian pounds per person, with a concessional fee of 40 Egyptian pounds for students. This includes entry to three tombs (whichever ones are open on the day). You’ll need a separate ticket to visit the West Valley’s single open tomb, KV23, which belonged to the pharaoh Ay. Similarly, Tutankhamun’s tomb is not included in the regular ticket price. You can buy a ticket for his tomb for 100 Egyptian pounds per person, or 50 Egyptian pounds per student. In the past, as many as 5,000 tourists visited the Valley of the Kings every day, and long queues were part of the experience. However, recent instability in Egypt has seen a dramatic drop in tourism and the tombs are likely to be less crowded as a result.


Ver el vídeo: Egipto: Los secretos del Valle de los Reyes (Julio 2022).


Comentarios:

  1. Thunder

    Gracias por el apoyo.

  2. Wilmot

    Ooooooooooooooooo !! ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡Es ¡

  3. Dorn

    En todo personal enviar hoy?

  4. Leon

    Exacto los mensajes

  5. Moogull

    la respuesta segura

  6. Kadison

    Respuesta oportuna

  7. Dacian

    Disculpe, no puedo participar ahora en la discusión, está muy ocupada. Volveré, necesariamente expresaré la opinión sobre esta pregunta.



Escribe un mensaje